Kony2012, propaganda belica

Hoy hablamos de Kony2012, probablemente ya hayas visto el video en YouTube o en los muros de Facebook de tus amigos y es que Kony es el video de internet intencionadamente viral mas grande o que mas rápidamente ha crecido hasta la fecha. El primer gran triunfo de la propaganda viral. Entre la versión de YouTube, la de Vimeo y los vídeos que espontáneamente se han subtitulado ya lleva mas de 100 millones de visualizaciones. Según Visible Measures, es la campaña de vídeo con el crecimiento más rápido de la historia . Y a demás recaudó 5 millones de dólares en las primeras 48 horas. Y no solo el vídeo: también los artículos que han generado en los medios de todo el mundo han sufrido un torbellino viral. Y es que la relacionamos directamente con la publicidad por que lo es, aparece como un nuevo formato que tiene tintes de documental propagandístico con un claro mensaje que incita a la acción del vidente.

 Image

Como muchos sabréis con esta campaña, Invisible Children pretende hacer famoso a Joseph Kony, el líder del Ejército de la Resistencia del Señor (Lord’s Resistance Army, LRA), una especie de milicia originaria del norte de Uganda y que en sus inicios mezclaba ideas fundamentalistas cristianas con unas ciertas aspiraciones políticas. En su revuelta contra el Gobierno ugandés, que se inició en 1987, el LRA se especializó en el secuestro de niños y niñas, a los que obliga a convertirse en soldados o sirvientes. Las niñas pueden acabar siendo esclavas sexuales y hay niños a los que obligan a matar a otros niños o a miembros de su familia para alienarlos y poder manejarlos más fácilmente.

Solo con ver el numero de reproducciones se llega a la conclusión de que las cosas las han hecho bien, y que el video llego a la audiencia, pero es que para ello se utilizaron distintas formas de persuasión que hacen del video una propaganda sutil y gustosa de ver. Para empezar es una historia entre el bien y el mal, donde el malo aparece hiperenfocado para su mejor identificación, la historia se va contando de lo cercano a lo general y usa la primera persona, la del protagonista. También hay niños, muchos, no solo africanos sino también un rubito muy simpático. La narrativa es muy moderna, usando el lenguaje audiovisual del reality, con fragmentos íntimos de la vida del protagonista que le dan veracidad. Se usan flashbacks y flashforwards para mantener la mente atenta. Se utilizan elementos del lenguaje actual ,como la aparición de Facebook, el lenguaje de guerrilla que aparece con empapelados y se usan famosos y pulseras, un claro elemento simbólico y viral. Todo esta explicado fácilmente para que sea comprensible para cualquiera, jugando con el llamado “life changing” el cual se supone que te hará ver cosas de distinta forma ante un conocimiento de algo nuevo. Ademas se manejan muy bien los ritmos audiovisuales con subidas y descansos en momentos precisos. Al ser de larga duración da mas sensación de documental que de anuncio lo que hace pensar que se esta ante algo importante. Por ultimo da instrucciones claras, comparte y dona, y cierra con un llamamiento a la acción y una fecha de caducidad (2012) tratando de crear una acción inmediata.

Aqui el video :

http://www.youtube.com/watch?v=8UAXhD_9XfA

En Good.is hablaba uno de los autores sobre la meta del video, que era hacer una película que pudieras ver on line, que fuera entretenida y que contara la historia de un modo digerible y pudiera causar reacción en la gente. “Hay un montón de buenos documentales ahí fuera que pintan una historia bien contada sobre lo que está mal en el mundo. Pero una de las cosas de los documentales de alta gama es que raramente proponen una respuesta, ellos solo articulan el problema bellamente. Y odiamos eso. Te dejan diciendo “Oh, vale, odio el maltrato animal, ¿ahora que se supone que tengo que hacer?”. Lo que hicimos fue pintar claridad moral y proporcionar pasos de acción directa. No hay créditos ni nada más. Presentamos el problema y entonces acabamos el film con tres pasos para ayudar a la gente a hacer un cambio. Eso resuena en la gente. El tercer paso es tan simple como compartir el film. La gente puede hacerlo”.

Pero ante este video tan viral surge la duda de si este nuevo tipo de publicidad, tan eficaz es ética aunque se realice por un buen fin. La persona ha de intentar de tener la necesidad de reflexión personal y de informarse antes de sucumbir al impulso físico e irracional, que viene de una emoción, de darle al botón de compartir. Pero también surge la critica entre el papel del periodismo contra la propaganda, y sobre todo en esta, que es una propaganda en el fondo bélica y controvertida pues como ha ido saliendo posteriormente existen argumentos en el video que no son verdaderos o información que se omite como que el propio Kony ya no se encuentra en Uganda o que la ONG que realizo el video apoya con el dinero del video a la dictadura de Uganda y su brazo militar, el cual ha sido acusado por la ONU de cometer atrocidades iguales o peores a las de Kony, y ya como opinión personal, me parece mucha la casualidad que tras años de existir esta injusticia sea ahora, que se ha producido recientemente el descubrimiento de petroleo en Uganda, cuando haya surgido una campaña para justificar la intervención militar en este mismo país donde, recordemos, ya no se encuentra Kony.

 Image

Por ultimo y no menos importante, cuestionarse de si es esperanzador o deprimente que los jóvenes reaccionen de forma tan simplista ante estos formatos propagandísticos, pues la mayoría de las visualizaciones las han realizado adolescentes.

 Daniel Sánchez-Valdepeñas  Moreno

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s